Google +
Ahorra en la factura de la luz sin desistir a tener aire acondicionado

¿Quieres pasar lo que queda de primavera y todo el verano sin asfixiarte de calor en Zaragoza? Seguro que sí, pero es posible que temas que la factura de la luz, con el aire acondicionado en Zaragoza puesto casi todo el día, va a hacer que se encarezca mucho tus facturas de la luz.

Con los siguientes consejos, queremos que ahorres todo lo posible en tus facturas energéticas, sin renunciar a tener puesto el aire acondicionado en Zaragoza.

Si todavía no tienes aire acondicionado en tu piso de Zaragoza, en tu oficina o en tu empresa, puedes comenzar a ahorrar desde el minuto cero, contando con los mejores instaladores de aire acondicionado en Zaragoza, que se encargan también del mantenimiento del aire acondicionado en Zaragoza. Así, un experto como los nuestros, sabrá dónde es mejor colocar el aparato, cuál es el más eficiente y ecológico, etc., es decir, no solo te recomendará el aparato de aire acondicionado en sí con una experiencia y conocimientos muchísimo más profundos que los de cualquier dependiente de una gran superficie, si no que sabe cómo y dónde colocarlo para que su rentabilidad y eficiencia sean todavía mayores. Tenemos en cuenta la orientación de la vivienda, el nº de personas que están en el espacio a refrigerar, el nº de metros a enfriar, si es necesario que el aparato tenga aire frío y caliente o solo frío, los gustos y necesidades personales, etc.

Una vez con el aire acondicionado instalado, ya sea un Split de aire acondicionado o un sistema de aire acondicionado por conductos, veamos cómo podemos seguir ahorrando sin pasar calor esta primavera y verano.

Una de las primeras cuestiones que tenemos que tener en cuenta para no gastar excesivamente cuando tengamos encendido el aire acondicionado, es regular al termostato, la práctica totalidad de aparatos de aire acondicionado en la actualidad, cuentan con termostato. No pienses que por poner en verano la temperatura del termostato muy baja, harás que se enfríe antes la estancia, es mucho mejor ir enfriando poco a poco, sin que haya una diferencia muy grande entre la temperatura interior y la exterior. Una buena temperatura a tener el aire acondicionado en verano es a 26º, entendiendo que vestimos ligeros de ropa y que nuestro cuerpo está acostumbrado a las temperaturas calurosas, tener el termostato en 26º es la mejor elección para no derrochar y estar de manera confortable. No es recomendable en ningún caso que la tengas por debajo de los 22º. Por cada grado que bajes la temperatura del termostato del aire acondicionado, el consumo de energía se incrementa en un 8%.

Por otra parte, mantén los filtros del aparato de aire acondicionado limpios, y cuenta con un servicio de mantenimiento del aire acondicionado para las revisiones periódicas y las necesarias limpiezas en profundidad.

Comentarios desactivados