Google +
Las grandes empresas deberán realizar auditorías para ser más eficientes

La pasada semana, el Consejo de Ministros aprobó un real decreto que establece la obligación de realizar auditorías energéticas para las grandes empresas de más de 250 trabajadores o más de 50 millones de euros de volumen de negocio para que estas mejoren su consumo y eficiencia energética. Mediante este real decreto se busca impulsar la eficiencia energética en ámbitos, además de las auditorías energéticas, como el de la acreditación de auditores y proveedores de servicios energéticos, a la vez que en la promoción de la eficiencia del suministro de energía.

En un comunicado, desde el Ministerio de Industria se indicó que este real decreto, junto con el resto de normas aprobadas en esta legislatura que también trasponen la directiva 2012/27/UE de eficiencia energética, permiten impulsar el ahorro y la eficiencia energética contribuyendo de manera decisiva a alcanzar los objetivos marcados desde la Unión Europea. En concreto, estas auditorías energéticas deberán cubrir, al menos, el 85 por ciento del consumo total de energía del conjunto de sus instalaciones, y deberán realizarse al menos cada cuatro años. Se estima que esta medida será de aplicación a unas 3.800 empresas en España, con cerca de 27.000 establecimientos o locales.

Por otro lado, estas empresas tendrán un plazo de nueve meses para realizar las auditorías, y podrán sustituirlas, además, por un sistema de gestión energética o ambiental e incorporar certificados de eficiencia energética de edificios en vigor. Las auditorías serán realizadas por auditores energéticos profesionales que cumplan con los requisitos de cualificación que se establecen en este real decreto, sin perjuicio de que también podrán realizarse por personal interno cualificado. Se estima que esta medida será de aplicación a unas 3.800 empresas en España, con cerca de 27.000 establecimientos o locales.

En cuanto a los proveedores de servicios energéticos, el real decreto establece los requisitos para el ejercicio de la actividad profesional de proveedores de servicios energéticos, que deberán acreditar su cualificación en materia energética mediante titulación universitaria o de FP, o bien acreditando su competencia profesional teórica y práctica. Los proveedores de servicios energéticos deberán suscribir un seguro de responsabilidad civil. En la sede electrónica del IDAE existirá un listado de proveedores de servicios energéticos habilitados. Como ya hemos explicado, las empresas tendrán un plazo de nueve meses para realizar las auditorías, y podrán sustituirlas, además, por un sistema de gestión energética o ambiental e incorporar certificados de eficiencia energética de edificios en vigor.

Comentarios desactivados