Google +
¿Cómo preparar nuestro hogar para hacer frente al calor veraniego?

Ya estamos en primavera, y cuando nos queramos dar cuenta ya estaremos en pleno verano. ¡Qué rápido pasa el tiempo! Habrá que ponerse manos a la obra para tener nuestro hogar listo cuando llegue el calor. Para ello, vamos a darte una serie de pautas que harán que tu hogar afronte mucho mejor las altas temperaturas estivales. Existen una gran cantidad de métodos para enfriar el ambiente de la vivienda, pero solamente vamos a centrarnos en aquellos que son los más efectivos.

En primer lugar, tener un buen sistema de aire acondicionado, ya que es la mejor manera de refrescar y mantener una temperatura agradable en el hogar. Actualmente hay opciones aptas para todos los bolsillos, y no es una gran inversión como hace unos años. Tampoco hace falta comprar el aire acondicionado más caro porque sea mejor, existen muchas otras opciones que aportan los mismos resultados. Para realizar la mejor compra, lo mejor es acudir a un equipo de profesionales o tienda especializada en climatización.

Con el método del aire acondicionado las ventajas son bastantes. En primer lugar ofrece un completo control de temperatura sobre la estancia donde se encuentre instalado. También mejora la calidad del aire, porque lo renueva y ahuyenta a los insectos.

Otro punto importante para evitar el calor en nuestra vivienda, es el aislamiento de puertas y ventanas, de esta manera evitaremos que el calor de fuera entre en nuestro hogar. También evitaremos que el frescor que nos proporciona nuestro aparato de aire acondicionado se escape al exterior. Lo mejor es colocar tiras de goma adhesiva para tapar las ranuras y los marcos de las puertas y las ventanas, es un método económico y fácil de colocar. De esta manera además de evitar que se filtre calor exterior, estaremos haciendo un uso eficiente de nuestro aparato de aire acondicionado, y contribuyendo con la eficiencia energética.

Otro método es bajar las persianas al máximo durante las horas de calor. Si se tiene terraza lo más conveniente es poner un toldo y muebles claros resistentes al sol. Si además añades plantas y flores el ambiente será más fresco y agradable, pues absorben el calor.

Por último, durante el verano utiliza telas de algodón, tanto en tu ropa como en el hogar. Este material es el más efectivo contra el calor, pues aporta frescor y evita una excesiva transpiración. Para el hogar escoge sábanas y colchas de algodón, las noches serán mucho más llevaderas.

Comentarios desactivados